El futuro de la construcción en 4 nuevos materiales

Las viviendas humanas más antiguas fueron construidas en nada más que ladrillos de barro y paja. A través de los siglos, ingenieros y arquitectos han ideado siempre nuevas maneras de construir edificios más altos, más fuertes y más atractivos. ¿Qué nos depara el futuro de la construcción? Aquí tenemos una lista de las mayores innovaciones que podrían llegar a la construcción en los próximos años (Algunas ya están aquí).

El futuro de la construcción:

Horrmigon autoreparable

En el pasado, la única manera de solucionar las grietas en el hormigón era poner un parche, reforzar el hormigón  o derribarla y empezar de cero. En 2010, un profesor de ingeniería química y estudiante de doctorado en la Universidad de Rhode Island creó un nuevo tipo de hormigón “inteligente” que “cura” sus propias grietas. La mezcla de hormigón está integrado a con pequeñas cápsulas de silicato de sodio. Cuando se forma la grieta, las cápsulas se rompen y liberan un agente de curación similar a un gel que se endurece para llenar el vacío.

Nanotubos de carbono

Un nanómetro es una mil millonésima partes de un metro. Una magnitud difícil de concebir salvo tal vez para los científicos, que han creado nanotubos de carbono con paredes de solo un nanómetro de espesor.

Estos nanotubos de carbono tienen mayor relación resistencia-peso que cualquier material de la Tierra y pueden estirarse una distancia un millón de veces más larga que su espesor. Los nanotubos de carbono pueden embebidos en otros materiales de construcción, como metales, hormigón, madera y vidrio, para añadir densidad y resistencia a la tracción.

Aluminio transparente

Durante décadas, los ingenieros químicos han soñado de un material que combina la fuerza y ​​la durabilidad de metal con la pureza cristalina de vidrio. Ese material ya existe y es el aluminio transparente que se obtiene cuando el polvo de aluminio se coloca bajo una inmensa presión, se calienta durante días a 2.000 grados y, finalmente, se pule para producir un material perfectamente claro como el cristal pero con la fuerza de aluminio.

Aislamiento de aerogel

El aerogel es una de las sustancias menos densas en la Tierra, un material sólido de tipo espuma que mantiene su forma a pesar de ser casi tan ligero como el aire. La tela de aerogel tiene propiedades superaislantes. Su estructura porosa hace difícil que el calor pase a través de él. En las pruebas el aerogel ha demostrado ser de dos a cuatro veces más aislante que la fibra de vidrio tradicional o el aislamiento de espuma.

Estos cuatro nuevos materiales, y otros que están por llegar, tendrán sin duda un gran papel en el futuro de la construcción.

Deja un comentario