La pasarela con trampilla para desplazamientos horizontales

Un andamio está formado por muchas piezas diferentes. Cada cual tiene su función, existen piezas de seguridad, partes estructurales, piezas que permiten su movilidad, etc. En este caso vamos a analizar la instalación y el uso de la pasarela con trampilla, una pieza para andamios con diferentes funciones, imprescindible para la seguridad de los que utilizamos andamios a diario.

Que es la pasarela con trampilla

Las pasarelas son plataformas de apoyo, fundamentales para el trabajo en andamios. Estas plataformas se ajustan a los perfiles, cumpliendo dos funciones, por un lado ayudan a estabilizar la estructura, y por otro permiten que una persona se desplace horizontalmente, es decir, a lo largo de un mismo nivel. 

Las pasarelas deben cumplir una serie de normas de seguridad, incluyendo una superficie adherente que evite resbalones, además es imprescindible que esté hecha de un material resistente, debido a que es la pasarela la que, directamente, soporta el peso de la carga.

Por tanto, las pasarelas de los andamios son parte de los dispositivos de seguridad en la estructura de un andamiaje, por eso es muy importante que cumpla los requisitos de seguridad, y que además se ajuste perfectamente al resto de la estructura.

La pasarela con trampilla para andamios

Las pasarelas con trampilla evitan los desplazamientos por las zonas exteriores del andamio, siempre más peligrosas, y facilitan el cambio de nivel, los desplazamientos en vertical, a través de la zona interior del propio andamio.

Estas trampillas están ubicadas en uno de los extremos de la pasarela, para ascender o descender de nivel se instala una escalera interior, que evita que tengamos que utilizar los laterales del andamio, quedando totalmente expuestos. 

Estas pasarelas son más seguras, ya que ofrecen una alternativa de seguridad basada en los desplazamientos interiores.

La instalación de la pasarela con trampilla

Las pasarelas disponen de anclajes de seguridad que, como decíamos, se unen a los perfiles, estabilizando la estructura. 

Es muy importante que la instalación de las escaleras sea correcta, el cambio entre niveles debe hacerse siempre con seguridad, evitando las zonas exteriores del andamio, mediante dispositivos fijos correctamente instalados.