Los andamios de seguridad y andamios de servicio

En construcción distinguimos diferentes tipos de estructuras dependiendo de su función. Los andamios de seguridad y andamios de servicio son dos de los tipos más comunes, tanto en trabajos de obra nueva como en reformas. Sus funciones varían, es importante conocer cada situación para hacer un uso correcto del andamio.

Andamios de seguridad y andamios de servicio, diferencias

Los andamios de seguridad se utilizan principalmente para garantizar la seguridad de personas en zonas concretas de la obra. Este tipo de estructura suele facilitar la ejecución de trabajos en espacios en altura, protegiendo a las personas que se encuentran trabajando, y también a personas que se encuentran en espacios anexos al andamio.

Lo que buscamos con el uso de andamios de seguridad es evitar cualquier accidente, desde precipitaciones al vacío hasta la caída de herramientas. 

Los andamios de servicio son aquellos que se instalan con el fin de servir como zonas de paso entre diferentes espacios de trabajo. Mediante pasarelas o escaleras, esta estructura sirve para unir dos lugares de trabajo sin peligro. 

Evidentemente, un andamio de seguridad también puede servir para que tanto personas como materiales accedan a distintas zonas de la obra, y los andamios de servicio servirán también para garantizar la seguridad de las personas que accedan a su estructura, sin embargo, para diferenciarlos hacemos referencia a su principal función. 

Otros andamios según su función

Además de los anteriores, existen diferentes tipos de andamio según el uso que demos a este tipo de estructuras. Algunos de los más utilizados son los siguientes:

  • Andamio de uso público: Este tipo de estructura se suele utilizar en espacios públicos para servir como elemento de paso. Cuando, por ejemplo, se están llevando a cabo obras en el subsuelo, es común instalar andamios de uso público para facilitar el paso de personas.
  • Andamios para cubiertas: Los andamios no solo sirven para llevar a cabo trabajos de altura, también pueden utilizarse como un elemento estructural, por ejemplo en cubiertas. Ya sea en cubiertas provisionales o en cubiertas permanentes, la estructura de un andamio puede ser el mejor soporte.
  • Y por último, existen muchas otras funciones que puede llevar a cabo un andamio, desde soporte para focos y elementos de sonido en conciertos, hasta un espacio para elevar la visión en eventos deportivos. 

En cualquiera de los casos anteriores, lo más importante es que el andamio cumpla su función de forma segura, en Termiser te ofrecemos las mejores soluciones en andamios para todo tipo de trabajos.