Tipos de arnés de seguridad normativa para trabajos de altura

Uno de los elementos más fundamentales y a los que se le debe prestar siempre especial atención es el arnés de seguridad normativa, un dispositivo de anclaje que previene caídas en trabajos de altura.

Importancia del arnés de seguridad normativa en trabajos de andamio

El arnés de seguridad normativa pertenece a la categoría de EPIs, el acrónimo de los equipos de protección individual, destinados al desarrollo de actividades bajo los estándares recogidos en la normativa vigente.

Aunque su empleo no es obligatorio en todos los casos, es exigible en los trabajos de altura en andamios sin protección perimetral, incluso a baja altura.

Estas protecciones serían las barandillas, rodapiés, diagonales o escaleras interiores que se pueden instalar en estas estructuras.

Tipos de arnés de seguridad normativa

Para trabajos en altura, podemos encontrarnos con diferentes tipos de arnés, que pueden ser los siguientes:

  • Cinturón de sujeción o retención: como su propio nombre indica, son los más básicos, rodeando el cuerpo a lo largo de la cintura, destinados a su uso en trabajos sin demasiada exigencia.
  • Arnés de asiento: estos son sistemas combinados de retención y sujeción, mediante un cinturón con enganche ventral y dos perneras, permitiendo a la persona que se pueda mantener sentada si está suspendida en un anclaje ventral.
  • Arnés anticaídas: se trata de un dispositivo de prensión del cuerpo para prevenir posibles caídas, dentro de la categoría de dispositivos de detención. Se trata del sistema de protección más empleado en trabajos de andamios.Sus puntos de anclaje, metálicos o textiles, estarían en el esternón, en la parte dorsal o en ambos tirantes.
  • Arnés integral: se trata de la fusión entre los tres dispositivos mencionados anteriormente, ya que cuenta con un cinturón, un arnés de asiento y uno anticaídas dentro del mismo sistema. Es la opción más apropiada para trabajos verticales a través de cuerdas, debido a su mecanismo de cinco puntos de enganche. Por tanto, se considera
  • Arnés de salvamento: solo se emplean en labores de rescate, pudiendo ser un simple lazo o un arnés en forma triangular.

Estos son los principales sistemas de protección mediante arneses que se pueden usar en cualquier andamio, aunque su uso obligatorio solo se dé en caso de andamios sin protecciones perimetrales.

En Termiser, expertos proveedores de soluciones de andamios y estructuras similares, abogamos siempre por adoptar todas las medidas posibles para salvaguardar la integridad física de los trabajadores.